Chrintina Grimmie, participante en el popular concurso televisivo The Voice, ha fallecido hace unas horas tras ser acribillada a tiros. La cantante, que contaba con 22 años, fue tiroteada al finalizar un concierto en Tampa, Florida. El autor de los disparos, que portaba dos armas de fuego, se suicidó poco después de asesinar a Grimmie.