El actor Miguel Ferrer ha muerto hoy a los 61 años a causa de un cáncer de garganta. El artista fue un secundario clásico de la televisión y el cine gracias a sus papeles en series como «Twin Peaks», «NCIS: Los Angeles» y «Crossing Jordan», y películas como «RoboCop», «Iron Man 3» y «The Manchurian Candidate».

Miguel Ferrer, que falleció en su casa de Los Ángeles (EEUU), era hijo del actor puertorriqueño José Ferrer, el primer hispano en ganar un Óscar, y de la cantante Rosemary Clooney, tía de George Clooney. Ferrer dejó grabados antes de fallecer varios episodios de «NCIS: Los Angeles» y de la continuación de «Twin Peaks».