Esta noche tendrá lugar la representación de una de las piezas clave de la danza clásica. Se trata de El lago de los cisnes, de Chaikovski. El clásico del compositor ruso será adaptado por el Ballet del Teatro Nacional de Praga, dirigido por Petr Zuska y considerado como uno de los mejores conjuntos de Europa. El ballet checo, fundado en 1883,  cuenta en sus filas con Miho Ogimoto y Giovanni Rotolo, protagonistas de la obra. El espectáculo, protagonista de la penúltima jornada del Festival Internacional de Música y Danza de Granada, tendrá lugar a las 22.30 horas en el Teatro del Generalife. Los precios de las entradas oscilarán entre los 25 y los 60 euros.